5 consejos para facilitar la transición hacia primaria

El paso de preescolar a primaria puede ser un tanto difícil cuando los niños no están preparados, sin embargo, poniendo en práctica los 5 consejos para facilitar la transición hacia primaria, que te compartiremos en este artículo, podrás lograr el objetivo de hacer la transición más fácil.

Exponer a tus hijos a grupos grandes

Ten en cuenta que, al pasar de preescolar a primaria, los niños se encuentran con grupos más grandes.

En primaria el número de estudiantes por profesor o profesora siempre es más elevado, lo que significa que la atención no es tan personal. Aunque nuestros profesores se orientan a una atención personal, en estos grupos los niños afrontan más retos.

De hecho, mientras los grupos son más grandes, hay más factores que pueden generar distracción. Por ello, es importante que los niños vayan haciendo actividades en grupos grandes. Por ejemplo, puedes inscribir a tus hijos en un campamento de vacaciones.

Es así como superará la intimidación natural o normal que se genera cuando un niño o niña se expone por primera vez a participar en grupos más grandes.

Promueve la independencia y autonomía

La independencia y autonomía son dos factores de la personalidad que deben desarrollarse en los niños.

En la educación preescolar, las tareas son más divertidas e incluso más grupales, en la educación preescolar tendrán que realizar tareas más formales y calificadas.

Así que, necesitan desarrollar más concentración, mantenerse sentados a la hora de hacer una tarea y enfocarse en el desarrollo de ésta.

Puedes ayudarles con el ejemplo, al hacer tus propias tareas o deberes en casa permite que tus niños puedan ver lo que haces y cómo lo haces.

Recuerda que la independencia y autonomía serán vitales en la educación primaria por que las tareas son más académicas y deben completarse con menos ayuda de los padres de familia. Por otra parte, en ocasiones los niños en edad de educación primaria tendrán que participar en proyectos grupales.

Lo que significa que deben acostumbrarse a colaborar en equipo y esto lo puedes fomentar desde el hogar, asignándoles tareas que realicen con sus hermanos o contigo.

Ayúdales a mejorar la comunicación

Otro de los consejos para facilitar la transición hacia primaria es que les ayudes promoviendo el nivel de comunicación.

Ten en cuenta que, en la educación preescolar los profesores se inclinan más a iniciar la comunicación, a estar atentos a lo que el niño o niña necesita y ver las señales de cuándo algo le molesta o no comprende o de si necesita ir al baño, tomar agua u otras necesidades.

Si bien nuestros profesores siempre están atentas a estas señales, también en primaria es necesario que los niños aprendan a comunicar sus necesidades, que levanten la mano para participar, para expresar sus dudas, para solicitar permisos para ir al baño.

Para mejorar la comunicación, debes promover espacios y experiencias que refuercen la autoconfianza.

Mejora la concentración y atención de tus hijos

Como ya hemos mencionado anteriormente, al pasar a la primaria, los niños necesitarán tener más capacidad de atención y concentración.

Para ayudarle en la transición y que estén listos para respetar los turnos, permanecer más tiempo sentados en el salón de clases y mejorar la atención, puedes recurrir a los juegos de mesa.

Aprovecha el tiempo libre y comparte juegos de mesa como de cartas, ludo u otros que requieran de concentración y de estar sentados en la mesa.

Al mismo tiempo, le estarás ayudando a aceptar normas, a contar, a concentrarse, a repasar el vocabulario y desarrollar una serie de habilidades que podrá aprovechar en primaria.

Motívalos a ser responsables

En primaria, los estudiantes tienen más responsabilidades, más deberes y tareas. Es importante que, antes del ingreso a la siguiente etapa, motives a tus hijos a ser responsables.

Puedes asignarles deberes fáciles de cumplir según la edad, y motivarles a ser responsables con las tareas asignadas.

Comunícales la importancia de tales deberes para ellos y para la familia. No se trata de premiarlos por hacerlas, sino de hacerles entender cómo contribuyen y por qué es tan necesario hacerlos.

Organízales el tiempo y espacio para el cumplimiento de los deberes y que éstos sean vistos como oportunidades de aprender y tener nuevas experiencias, así los estarás motivando y, cuando ingresen a primaria, tendrás buena disposición ante sus deberes escolares.

Pon en práctica estos 5 consejos para facilitar la transición hacia primaria y podrás contar con que tus hijos se adaptarán positivamente.